Un instante en el cielo: Energía

Somos energía, lo creas o no, lo somos. La energía brota de cada persona, de cada animal, de cada cosa. Aunque no la puedas ver, está ...




Somos energía, lo creas o no, lo somos. La energía brota de cada persona, de cada animal, de cada cosa. Aunque no la puedas ver, está ahí, afectándote, ya sea para bien o para mal.
Detente... ¿Captas ese sutil cambio en tu entorno cuando aparece alguien que no te cae bien? Son tus propios pensamientos negativos hacia esa persona (y tal vez los de ella hacia ti) los que producen esa mala vibración. 
Son energías que chocan.
El porqué no lo sé, quizás recuerdos de vidas pasadas. 
Puede que todo esto suene demasiado metafísico para ti, una persona corriente que no repara en lo que hay a su alrededor, que no percibe las energías de las cosas, pero créeme, están ahí, a tu lado. Siempre.

2 comentarios:

  1. ¡Hola! Soy muy nuevecita por acá en tu blog.
    Es verdad todo esto que dices. Se sienten las vibras, especialmente las siento en el ambiente tenso del trabajo. Y no es porque no me guste lo que hago o porque me caiga mal la gente; es que las cosas no andan bien en el clima laboral y me dan unos bajones increíbles por más que trato de ser positiva, alegrar a los demás y a mí misma. Puedo percibir todo eso, aunque como dices, a veces ni se sabe por qué. Ni se entiende del todo.
    Un beso, Monika.

    ResponderEliminar
  2. Hola Ana!
    Muchas gracias por dejar un comentario e interesarte por lo escribo ^_^
    Todo parece indicar que eres una persona con una alta sensibilidad al notar todas esas vibraciones en tu lugar de trabajo. Entiendo tu situación, es muy complicado intentar lograr un buen ambiente si todo lo que te rodea emana negatividad. No obstante no te rindas y sigue siendo positiva, al final seguro que dará resultado.
    Mucho ánimo!

    ResponderEliminar